viernes, 29 de abril de 2011

De gobiernos pusilánimes en democracia, a gobiernos extremistas en un mundo globalizado


El petróleo es a la civilización moderna, lo que el aire es a la vida. La industria de los países desarrollados depende, hoy por hoy, de lo que se ha dado en llamar "oro negro". Hay quienes van más allá y se llaman a si mismos adictos o dependientes del combustible fósil líquido.

El petróleo refinado lo utilizamos en los diferentes medios de transporte (aéreo, marítimo y terrestre). Las sustancia derivadas del petróleo se utilizan de diversas formas, desde un saco plástico para transportar los alimentos que compramos en el mercado, hasta en componentes de naves cósmicas. Pesticidas, fertilizantes, detergentes, neumáticos y una infinidad de productos que actualmente consumimos, provienen de la industria petroquímica.

No se puede negar que la demanda de petróleo está en alza, en la medida en que países en desarrollo acuden a su utilización y no es menos cierto que el alza del precio del barril pueda aumentar por ese motivo.

No obstante, debemos tener presente los costos de producción de un barril para que, no nos pasen gato por liebre.

Tomemos por ejemplo, que la perforación de un pozo puede costar alrededor de unos 10 millones de dólares. Puede, que se perforen varios pozos hasta dar con un bolsón. Ahora bien, cuando se produce el hallazgo de un yacimiento, todos los pozos infructuosos se pagan de inmediato.



De manera que al cabo de cierto tiempo (bastante corto), el precio de producción (extracción) de un barril no va más allá de los diez dólares.

Al contrario de lo que nos quieren hacer ver, los niveles de producción del carburante, no se encuentran en declive. El precio al que se vende actualmente, el barril, tampoco tiene mucho que ver con la oferta y la demanda.

Una prueba de ello es que desde 1998, cuando el precio de mercado se encontraba alrededor de los 8 dólares, aumentó año tras año hasta alcanzar en el 2008 el tope máximo de 148 dólares, el barril, para descender abruptamente a niveles de 50 dólares en menos de tres meses.

De manera, que podemos decir que la fluctuación del precio del barril se debe más a la especulación que a la oferta y la demanda.

Y quienes son los especuladores?

Los más interesados especuladores son, las monarquías absolutistas árabes principalmente y gobiernos de tendencias autocráticas como Irán y Venezuela.

El ministro de Industria español, Miguel Sebastián, sir in más lejos, explicó que “una subida del 10% del barril de crudo tiene un impacto de 6.000 millones (en euros o en dólares es una barbaridad) en la economía española y, en el ámbito europeo, el equivalente a todo el presupuesto de la UE”.

Mientras tanto, los gobiernos de los países desarrollados continúan a culpar a "los mercados" como los máximos responsables de los rescates de las economías de Grecia e Irlanda. Y continúan culpando a "los mercados" por el posible rescate de las economías de Portugal y España.

Por qué no se atreven a culpar directamente al precio del barril de petróleo?

Acaso se deba a que son gobiernos pusilánimes, al mejor estilo de aquellos anteriores a la SGM?

La pusilanimidad de los actuales gobernantes de los países desarrollados dará paso a gobiernos extremistas?


No me cabe duda alguna.

Si como decíamos en párrafos anteriores, el petróleo se utiliza en todo tipo de transporte, no es difícil imaginar que el aumento del su precio conlleve al aumento de todos los productos que se consumen, incluyendo los alimentos.

Ante ésta situación que han hecho los gobiernos pusilánimes de los países democráticos?

En primer lugar, no prever que el aumento del precio del barril de petróleo sería el descalabro de bancos y casas financieras (estafadores aparte).

En segundo lugar, tratar de dar remedio al mal, utilizando algo tan etéreo como "los mercados". Utilizando el "dinero público".

De donde sale el "dinero público"? Acaso los Estados tiene arcas donde guardan papel moneda para éstas ocasiones?

El dinero público no es otra cosa que gravar a los ciudadanos del país, disminuyendo el nivel de vida de la población.

Lo que no han tenido en cuenta estos gobiernos pusilánimes es, que los mismos gobiernos monárquicos y autocráticos que se benefician de los altos precios del petróleo, con los cuales construyen islas artificiales y mega-hoteles de seis y siete estrellas, no producen absolutamente nada y sus poblaciones son totalmente dependientes de los productos, provenientes de los países industrializados (democráticos) que consumen sus hambrientas poblaciones.

Pero es que los precios de los alimentos no solamente aumentan en países determinados, sino en todos los países.

Es por eso que me parto de la risa cuando leo y escucho noticias acerca de las "ansias de libertad y democracia de los pueblos que hoy en día hacen su "primavera árabe".

Nadie se llame a engaño. Los precios de los comestibles, en esos países ha aumentado desaforadamente. Y los países subdesarrollados o en vías de desarrollo no tienen seguro de desempleo para sus trabajadores.

Todo lo que se recauda con los precios del barril, va a parar a los bolsillos de jeques, emires y gobernantes autocráticos. Los mismos que ahora invierten, su capital fácil, en las empresas de los países industrializados (democráticos).

De manera que, con el tiempo y un ganchito, su influencia económica será tal que, estos gobiernos pusilánimes darán paso a otro tipo de gobierno.

Lo grave de la situación consiste en que los extremistas no distinguen matices y van de lo sublime a lo ridículo a la misma velocidad

*
Del análisis de Campetrol se deduce que los mayores costos de perforación de pozos serían los de Bolivia, por un valor de US$$11,4 millones por pozo (15% por encima del valor colombiano).

* Fuente de Gráficos: Construcción con base en información de Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB), Petróleos Mexicanos (Pemex), Ecopetrol, Petróleo Brasileiro S.A (Petrobras), Perupetro, Petróleos de Venezuela (PDVSA), Yacimientos Petrolíferos Fiscales, Petroecuador.


Wikio – Top Blogs

lunes, 25 de abril de 2011

VI Congreso: Análisis (final)


En este informe, el dictador en jefe consideró oportuno dedicar algunos minutos a la situación internacional.

Se refirió a la crisis económica, por la cual atraviesa el mundo, como un problema de carácter sistémico.

En artículos anteriores he mencionado, varias veces, que se trata de una crisis artificial, creada por el aumento indiscriminado de los precios del barril de petróleo, controlado por unas cuantas petro-monarquías y dos o tres socios más, como los gobiernos de Irán y Venezuela. Estos dos tipos de gobierno, de tendencias totalitarias, se parecen más a los sistemas autocráticos que a una verdadera democracia.

Por supuesto que la crisis afecta a todas las naciones. No tener en cuenta que los únicos países productores de los bienes materiales que hoy se consumen en el mundo se fabrican en países industrializados sería intentar tapar el sol con un dedo. Pero es que para producir esos bienes, los países industrializados necesitan petróleo.

Otro aspecto a tener en cuenta es que muchos de los productos comestibles, también son producidos por los países industrializados. Al aumentar el precio del petróleo, aumentan los precios de los transportes. Como consecuencia de esto aumenta todo lo demás.

Muchos de los países sub-desarrollados (incluyendo a Cuba), reciben alimentos provenientes de países industrializados. Esa es una de las respuestas a las respuestas surgidas en los países del norte de África, donde los precios se han duplicado en 20 años.

Nota: La crisis económica se produce en el año 2008, pero el precio del barril de petróleo venía aumentando paulatinamente (sin explicación alguna) desde 1998. Según "expertos" internacionales el aumento de los precios del barril de petróleo se debe a "especulaciones".

Quienes son los más interesados en especular?

Esta es una explicación que muy pocos entienden. Ahora bien, otra cosa es que los gobiernos de los países industrializados hayan hecho las cosas bien.


Existían dos caminos posibles:

1.- Apoderarse del petróleo a como diera lugar, jamás hubiera sido aceptado por la población de esos países.
2.- Apretarse el cinturón. Eso es lo que están haciendo. No obstante, el apretón del cinturón trae aparejado un sinnúmero de inconvenientes.
A saber:
- disminución del nivel de vida de la población de los países industrializados. De no muy fácil aceptación.
- aumento del valor de los productos exportables al tercer mundo.

Es precisamente a lo anteriormente expuesto, a lo que se refiere Raúl Castro cuando dice: "Los remedios
aplicados por los poderosos se han dirigido a proteger a las
instituciones y prácticas que le dieron origen y a descargar el
terrible peso de las consecuencias sobre los trabajadores en sus
propios territorios..."

La tergiversación de la realidad se produce cuando Raúl Castro dice que: "prácticas que le dieron origen". El origen no fue provocado por las instituciones. Que las casas financieras y los bancos cometieran errores garrafales no los hace culpables. Al menos, culpables dolosos.

Los verdaderos culpables han sido los gobernantes de los países industrializados, que fueron incapaces de detener el aumento del precio del crudo.

De manera que en la actualidad se están produciendo acontecimientos que no auguran tiempos mejores.

No había terminado de echarle la culpa al imperialismo cuando Raúl Castro, al mejor estilo de redacción del hermano (cambiar de un tema para otro sin hilvanar), pasa al tema del cambio climático, para de forma espeluznante catalogarlo de "devastador".
No hay absolutamente nada probado que demuestre que el cambio climático es consecuencia directa de la negligencia de los seres humanos.

Del catastrofismo del cambio climático salta a toda velocidad para los terremotos de Haití, Chile y Japón, dejándolos atrás, para caer en..., las "guerras de conquista" que libra Estados Unidos en Irak y Afganistán, que no tienen que ver ni con el cambio climático, ni con los mencionados terremotos.

Otro salto más y va a parar a los movimientos populares de los países árabes, que se rebelan contra gobiernos tan corruptos y opresores como el suyo propio.
Existe un diferencia abismal entre las dictaduras árabes y las dictaduras totalitarias, aunque ambos tipos de dictaduras se identifiquen entre ellas por razones de conveniencia.

Las dictaduras árabes, en su mayoría, son autocráticas por naturaleza. Se han constituido en países que por su grado de desarrollo social no han sido capaces de entender el significado del concepto filosófico llamado democracia. En algunos de ellos gobiernan monarquías, en otros el poder ha sido usurpado por autoproclamados "revolucionarios", que al final de varias décadas han demostrado ser más corruptos que los monarcas por ellos depuestos.

La similitud no es ninguna coincidencia.

Raúl Castro cataloga de "lamentable conflicto" lo ocurrido en Libia. Para él, el dictador Gadaffi nunca actuó contra el pueblo. Cataloga la intervención militar de la OTAN de "brutal", cuando todos sabemos que la pusilanimidad de los gobernantes de los países que integran dicha organización, estuvo a punto de dejar a Gadaffi, masacrar a los rebeldes.

De parte de quién está Raúl Castro: de los rebeldes o de Gadaffi?
Todos conocemos que Fidel Castro defiende a Gadaffi.


No tengo la menor idea de donde saca Raúl Castro que los E.U. y la OTAN incluyen, en sus doctrinas, "el intervencionismo agresivo" contra los países subdesarrollados. De ser así, ya no existiera la crisis artificial de los precios del petróleo.

El resto del informe no merece la pena ser analizado porque se traduce en alabanzas al régimen cuasi totalitario de Hugo Chávez y a las mismas y desgastadas consignas.

Que el incremento femenino en el Comité Central sea algo novedoso, tampoco es nada nuevo y si más de lo mismo.



Wikio – Top Blogs

domingo, 24 de abril de 2011

VI Congreso: Análisis


Tercera parte

En una pretendida autocrítica, Raúl Castro insulta la inteligencia del pueblo cubano, cuando cita un párrafo del Informe Central al Primer Congreso donde Fidel Castro dice que los dirigentes hagan "cosa propia y asunto de honor", la implantación del Sistema de Dirección de la Economía. En 1975 compulsaba a los dirigentes a tomar conciencia de la importancia vital y la necesidad de luchar "con todo su esfuerzo", por aplicarlo consecuentemente. Todo bajo la "dirección de la Comisión Nacional creada al efecto".

Ahora, Raúl Castro acordó proponer "la constitución de una
Comisión Permanente del Gobierno para la Implementación y
Desarrollo, subordinada al Presidente de los Consejos de Estado y
de Ministros, la cual, sin menoscabo de las funciones que
corresponden a los respectivos Organismos de la Administración
Central del Estado, tendrá la responsabilidad de controlar, verificar y
coordinar las acciones de todos los involucrados en esta actividad,
así como proponer la incorporación de nuevos lineamientos, lo que
será imprescindible en el futuro".

Sencillamente, solo propone más de lo mismo y sin vergüenza alguna. Treinta años después.

A continuación de este párrafo y sin dejar a los presentes digerir el insulto, suelta un parrafito, que poco tiene que ver con el Modelo Económico y Social, no porque no forme parte, sino debido a ser un eslabón menor. Anuncia, de manera populista y en espera de su efecto, que "se encuentra en fase avanzada la normativa jurídica asociada a la compraventa de viviendas y automóviles". Lo deja en el aire. Ya habrá tiempo de implementar a gusto y conveniencia. Inmediatamente suelta un efectismo: la modificación del decreto-ley 259, referente a las tierras ociosas (que son muchísimas), con el fin de entregarlas en usufructo.

Por que el des-gobierno tiene que dar las tierras "ociosas" en usufructo?
Acaso no se hicieron dos Reformas Agrarias al principio de haber llegado al poder? Por que se encuentran ociosas las tierras administradas por los des-gobernantes?


Promesas, muchas promesas durante más de 50 años.

Hasta el día de hoy, los "dirigentes" del país han sido "muy descuidados" durante más de 50 años. Han tenido los pies y los oídos en las nubes y han sido lentísimos (o indolentes) ante la resolución de cualquier problema práctico.

Durante décadas, la dualidad de poderes entre des-gobierno y partido fue la característica fundamental de la incompetencia del sistema. No es que el partido interfiriera en las decisiones que tomaran los dirigentes del poder popular. Sencillamente, los dirigentes del poder popular eran pura decoración. Las decisiones, no es tuvieran que ser consultadas al Secretario del partido en el municipio o la provincia, sino que la mayor parte de las veces debían esperar por la decisión del "mando superior", donde partido y gobierno se fundían en las mismas dos personas, Fidel y Raúl Castro Ruz.

Los dos octogenarios continúan engañando al pueblo diciendo que lo único que puede hacer fracasar el sistema es la incapacidad de superar lo que ellos llaman "errores". La verdad, aunque duela decirlo es, que no han sido "errores". Todo lo que han hecho ha sido previamente meditado y de forma tal implementado, con el único fin de mantenerse eternamente en el poder.
Lo que nos están diciendo es que van a continuar por el mismo camino, ya conocido y..., que en la medida de lo "posible" pudieran utilizar nuevos caminos.
Reconocer los errores es de sabios y aunque Fidel Castro sabía diferenciar, con meridiana claridad, las diferencias entre Partido y Gobierno, jamás dejó de ostentar y utilizar, al igual que su hermanísimo (al antojo y conveniencia) ambos cargos al frente de ambas instituciones. Lo hicieron con toda la mala intención, sin urgencias ni improvisaciones.
Ahora nos quieren pasar gato por liebre y convencernos de que no fueron consecuentes en el cumplimiento de sus propias instrucciones.

Una cuartilla, de las 35 que posee (aproximadamente) el informe, lo dedica Raúl Castro a pretender enseñar, a los delegados, la diferencia entre gobierno y partido. Es otra muestra fehaciente de la poca importancia que le merece dicha reunión.

Lo que no podemos soslayar es que en cada centro laboral del país, existen núcleos y comités del partido que actúan como inquisidores de la administración. También existe la sección sindical, aunque solo sea una figura decorativa, que ni pincha, ni corta.

Es de suponer que un Informe Central, sea un documento colegiado, para ser leído en tercera persona. Sin embargo, en no pocos párrafos Raúl Castro lee en primera persona.
Solo para que sirva de ejemplo, en uno de los párrafos dice: "...considero que la dirección del Partido, a todos los niveles, debe hacerse una severa autocrítica y adoptar las medidas necesarias para evitar la reaparición de tales tendencias...", Se está refiriendo, a que los dirigentes no surgen de escuelas o "amiguismos". El subconsciente lo traiciona.

Nos está diciendo, que durante 50 años los dirigentes fueron escogidos a dedo. Es difícil creer que a estas alturas vayan a cambiar los métodos. Pero Raúl Castro se empeña a fondo para tratar con su, "mea culpa", de dar credibilidad a lo que se supone que aceptemos, sea un cambio.

Hasta hace muy poco tiempo nos estuvieron diciendo que el futuro estaba garantizado por la nueva generación de dirigentes. Ahora nos dicen que la "vida" demostró que las selecciones no fueron acertadas. Que en estos momentos no existen sustitutos debidamente preparados, ni con la suficiente experiencia y "madurez".

Lo que verdaderamente nos están diciendo es que solo ellos, la vieja guardia, están capacitados para seguir desgobernando y que, de forma paulatina y en el transcurso del próximo quinquenio, lograrán prepararlos. En fin, que continuarán al frente del partido y del supuesto gobierno la caterva de viejos decrépitos que han desgobernado el país durante medio siglo.

Solo faltaría que en el año 2016, en la próxima reunión ( si es que la hay), nos vuelvan a decir que donde dijeron Diego, quisieron decir Digo y que aun los nuevos dirigentes no se encuentran preparados. Si en medio siglo no fueron capaces de prepararlos... Dudo mucho que en cinco años lo logren.

En el preciso momento en que nos dicen que "han llegado a la conclusión" de limitar a un máximo de dos períodos consecutivos de cinco años, el desempeño de los cargos políticos, no nos están diciendo que haya cambio alguno, sino que sus estimados les dan por seguro que van a durar, como mínimo otros diez años. Definitivamente, están aferrados al poder y ni sueñan con dejarlo de forma voluntaria.

Otra cosa que nos deja bien claro, Raúl Castro, es que mientras viva Fidel Castro, será el único Comandante en Jefe.
Este cargo, emanado (supuestamente) de la Constitución de Blas Roca, en realidad no significa otra cosa que una imposición de carácter militar y que solo es atribuible al jefe de gobierno.
Nos están diciendo que, aun en el caso de que Fidel Castro no sea, en efecto, ni defecto el principal dirigente del gobierno y el partido, continuará detentando el poder absoluto.



Wikio – Top Blogs

martes, 19 de abril de 2011

VI Congreso: Análisis


Segunda parte


En fecha tan temprana como 1975, ya Fidel Castro reconocía que "... En la conducción de nuestra economía hemos adolecido indudablemente de errores de

idealismo y en ocasiones hemos desconocido la realidad de que

existen leyes económicas objetivas a las cuales debemos

atenernos”.

Pasados 37 años de haber pronunciado aquellas palabras, lo único que nos resta decir es que en lugar de dejar los idealismos y atenerse a las leyes económicas objetivas, Fidel Castro hizo todo lo contrario. A ese tipo de indolencia no se le puede llamar "ERROR". Se le debe llamar MALA INTENCIÓN.


Ahora el General-Dictador nos quiere convencer de que no es un problema de "concepto" y que se trata de "cómo, cuando y con que gradualidad" él pretende eliminar la LA. De si se trata, o no, de una decisión aislada; si se trata de la aplicación de medidas imprescindibles para erradicar las distorsiones económicas que la implementación de la LA ha causado en el funcionamiento de la economía y la sociedad... Eso solo tiene una definición: Se trata de un concepto personal, de un dictador, que le importa un bledo los padecimientos del pueblo y que pretende mantenerse en el poder hasta la muerte.


No se trata de que a la "dirección" del país se le ocurra DECRETAR la eliminación de la LA, habiendo creado (o no) las condiciones para hacerlo. El, por ellos llamado "Modelo Económico" no puede ser transformado.

El sistema económico debe ser cambiado, en aras de incrementar la eficiencia y la productividad del trabajo. Solo de esa forma se podrá garantizar la producción, siempre y cuando se respete la ley de la oferta y la demanda. No obstante, para que el cambio suceda, la unificación monetaria debe ser un hecho.

De cambiarse el sistema económico, los salarios se adaptarían paulatinamente al trabajo, en dependencia de la jerarquía y el trabajo desempeñado.


Bajo el totalitarismo la única terapia que existe es la "terapia de la melcocha", que no se siente inmediatamente, pero que al final actúa igualmente en contra de los más necesitados y que por desgracia (y engaño) son los que tradicionalmente han apoyado todas las locuras económicas que los hermanos dictadores han ensayado durante 50 años.


El totalitarismo no puede dejar más desamparado al pueblo cubano. Ha llegado al límite de lo in-humanamente posible. El sistema de atención social es un descalabro totalmente desorganizado, que ahora nos dicen que "están re-organizando". Cuantas veces nos han repetido el mismo cuento?

Si, los jubilados de hoy solo cuentan con un retiro nunca superior a los 250 pesos (nacionales) como promedio general: Es imposible imaginar como apoyarán a las personas que no tengan otro sostén que la LA.


Estar de acuerdo con lo que plantea el informe central, en relación con el reordenamiento de la fuerza laboral, para reducir las plantillas (del sector estatal) infladas, por el desgobierno durante más de 50 años, debemos entonces estar de acuerdo también con esperar otros 50 años. De esa forma, sin prisas, pero tal vez con las pausas que estimen los "futuros dirigentes", el ritmo estará determinado por la incapacidad y no por las condiciones requeridas.

Esas condiciones están presentes en nuestros días y no pueden, ni deben esperar a que otra crápula (que seguramente asumirá el poder tras la desaparición física de Fidel y Raúl Castro) continúen explotando in-misericordemente al pueblo cubano.

A estas alturas del presente análisis surge una pregunta muy importante.

Si la flexibilización del trabajo en el sector no estatal, a la cual se han acogido 200 mil trabajadores en los últimos 6 meses, constituye una alternativa laboral amparada por la legislación laboral vigente: Tendrán los trabajadores la posibilidad de afiliarse y/o, crear nuevos sindicatos?

Será que en verdad las autoridades (a todos los niveles) apoyarán, respaldarán y protegerán a los trabajadores?

Será que los anteriormente señalados solo están interesados en el estricto cumplimiento de unas obligaciones tributarias onerosas?

Miente descaradamente Raúl Castro cuando dice que el Estado continuará asegurando de manera gratuita los servicios de salud y educación. En un sistema social donde las personas naturales no tienen independencia económica, los servicios públicos se pagan entre todos los ciudadanos.

Es totalmente injusto que aquellos que trabajan de forma independiente al gobierno se encuentren obligados a pagar las gratuidades que pretende mantener el desgobierno. De manera que si la seguridad y la asistencia social prácticamente no existen o se están re-organizando: Como puede afirmar Raúl Castro, que va a proteger a la población utilizando algo que no existe o está desorganizado? Cuantos lustros más tendrán que esperar los cubanos?

La cultura física es una falacia monumental. Simplemente no existe en Cuba. El deporte masivo es otra falacia totalitaria. En Cuba el deporte es selectivo y no se masas.


Por desgracia, Cuba no es, ni uno de los países más seguros, así como tampoco es de los más inseguros. Ahora bien, hasta hace muy poco existió un apoyo al narcotráfico, auspiciado por la crápula des-gobernante. Eso puede catalogarse como el "Non plus ultra" del complicismo. El crimen organizado desde dependencias estatales, no permite que se desarrolle en el país ningún otro engendro, tan siquiera parecido.


Los niños mendigos que proliferan en países del tercer mundo no existen en Cuba. Los niños de nuestro país mendigan lo que no tienen. El problema consiste en que no se puede culpar a los padres. Los culpables son los des-gobernantes que, viviendo lujos inmerecidos se han olvidado que los niños necesitan juguetes y chucherías. Al se todos los ciudadanos económicamente dependientes del des-gobierno, los padres no tienen la posibilidad de COMPRAR los chuches o los juguetes que sus hijos precisan.


El trabajo infantil fue una institución hasta hace muy poco tiempo en las tristemente famosas escuelas en el campo. Aun existen las escuelas al campo, aunque su leitmotiv (ya en desuso) fuera el de evitar que los niños asistieran a las actividades de la "Semana Santa".


Se acabarán los "juicios sumarísimos"? Se acabarán las cárceles que no por dejar de no ser clandestinas, los familiares no saben donde se encuentran los reclusos?


Largo plazo son 50 años. A que le llama mediano plazo para poder solucionar las cinco décadas de "confusiones e improvisaciones". Serán acaso 25 años más? Acaso Raúl Castro cree verdaderamente que bajo el sistema totalitario puede existir una institucionalización? A mi forma de ver e interpretar el presente informe, no me queda otro remedio que decir que Raúl Castro es un loco mucho más peligroso que su hermano. Fidel Castro prometía. Raúl nos miente ex profeso.


Otra de las tantas mentiras de Raúl Castro, en el informe, nos dice que "la experiencia práctica nos ha enseñado que el exceso de

centralización conspira contra el desarrollo de la iniciativa en la

sociedad y en toda la cadena productiva, donde los cuadros se

acostumbraron a que todo se decidiera “arriba” y en consecuencia,

dejaban de sentirse responsabilizados con los resultados de la

organización que dirigían".

Medio siglo para darse cuenta de algo tan simple.

Los "cuadros" no se acostumbraron a que todo se decidiera desde arriba. Eran obligados a ello. Ay de aquel que se atreviera a lo contrario!


Donde Raúl Castro expresa (leyendo el informe) que sus "empresarios" se acomodaron a la tranquilidad y seguridad de la espera, desarrollaron alergia por el riesgo de adoptar decisiones, de acertar o equivocarse, en un sistema totalitario debe traducirse en FUNCIONARIOS.

Existe una diferencia sustancial entre los empresarios de sistemas democráticos, de economía de mercado y los de sistema totalitario, donde no existe la economía de mercado.

Los primeros, por regla general son personas jurídicas que representan a un colectivo que casi nunca coincide con el gobierno del país en cuestión. Los segundos son igualmente personas jurídicas, que representan a un gobierno.


Es precisamente por eso, que los funcionarios (empresarios) son incapaces de improvisar o de tomar decisiones inconsultas.

Va a ser verdaderamente difícil cambiar la mentalidad o regular las facultades y las funciones.


Vuelve a mentir, deliberadamente, Raúl Castro, cuando dice que ya se viene avanzando en esa dirección.


Luego, se refiere al mal hábito de lo que se empeña en catalogar como "reunionismo". Se refiere al exceso de reuniones, chequeos y otras actividades, creadas como consecuencia de las arbitrariedades del desgobierno en lo concerniente, no solo a la economía, sino a toda la esfera del sistema. Raúl Castro no debe culpar a los dirigentes intermedios y de base por la falta de exigencia.


Son precisamente los máximos dirigentes del sistema los responsables de semejante descalabro.

Wikio – Top Blogs

domingo, 17 de abril de 2011

VI Congreso: Análisis



ANALISIS

Primera parte


Muy tardíamente comenzó, en Cuba, la reunión de los totalitaristas neo feudales que detentan el poder hace más de 50 años. De cumplir los estatutos, de lo que ellos catalogan "partido político", éste debía ser el noveno o el décimo "congreso".

Escogieron el día 16 de abril como la fecha de inicio. Ese día de 1961, a la sombra de una inminente "invasión", Fidel Castro no dejó pasar la ocasión para, ante un pueblo enérgico y viril, que lloraba las muertes causadas por los ataques de la aviación anti-totalitaria, proclamar de forma inconsulta, el carácter socialista de un sistema que ya se venía aplicando paulatinamente desde el primero de enero de 1959.

Fidel Castro dijo ese día:

“Eso es lo que no pueden perdonarnos..." Se impone una simple pregunta: Perdonarnos qué? El haber confiscado las propiedades norteamericanas sin compensación? Con compensaciones ridículas y sin primar conversaciones gubernamentales? Perdonar el intentar introducir en el hemisferio occidental un sistema autocrático, mucho peor que las dictaduras militares golpistas, a las que no nos acostumbrábamos?

La retórica de Fidel Castro, envolvente y malintencionada, nos decía que lo que acontecía en Cuba era en favor de la democracia de los humildes, con los humildes y para los humildes. Y estuvimos dispuestos a dar la vida...

Los que no murieron en aquella contienda, tuvieron que vivir en cadenas y oprobios sumidos durante más de cinco décadas o huir de aquella aberración. Y no me estoy refiriendo a los compinches del otro dictador, Fulgencio Batista.

Que nadie se llame a engaño. Los que combatieron en Girón, no lo hicieron en defensa de ningún socialismo. Muy por el contrario, estaban defendiendo (sin saberlo) una dictadura llamada "del proletariado", pero dictadura al fin y al cabo.

El pueblo de Cuba ha tenido que presenciar una "revista militar" previa al inicio, de la muy atrasada reunión. Esa pantomima teatralizada es la prueba fehaciente que en Cuba no cambiará absolutamente nada mientras vivan los hermanos dictadores. El gasto de dinero, por ese concepto, es una burla macabra a las vicisitudes del cubano común, en una época de penurias, acentuadas por un desgobierno que en vez de hacer, se deshace en verborrea de lo que se debe hacer, sin hacer nada. El desgobierno de Raúl Castro ha superado la "Ley" de la "negación de la negación".

El Proyecto de Lineamientos de la Política Económica y Social del, por ellos llamado Partido, supuestamente constituye el tema principal del evento. En contraposición a las palabras pronunciadas en el informe, el pueblo de Cuba sabe perfectamente que, después de cinco lustros, cifrar grandes expectativas, en lo que decidan los viejos camajanes, es solo apto para creyentes.

Si todo el trabajo (léase pérdida de tiempo) que se han tomado para debatir (163 mil reuniones y 3 millones de intervenciones) el "proyecto" lo hubieran dedicado a trabajar en la agricultura, tal vez se hubiera paliado la escasez de alimentos que sufre el pueblo.

Pero es que estas reuniones no son nada nuevo. No son más que la repetición de los métodos tradicionales de la dictadura. Lo único que pretenden es el compromiso obligatorio (luego de la participación (cuasi-forzada). No es otra cosa que la demostración, por parte de la dictadura, de su capacidad para mantener el control sobre la población ante cualquier asunto y sobretodo el control necesario ante la implantación del llamado "Modelo Económico y Social" que comenzará a implementar el régimen inmediatamente después de concluida la reunión.

Para el desgobierno, los resultados de los debates (pérdida de tiempo en reuniones) siempre ha constituido un instrumento de trabajo. Saber lo que piensa la masa popular es imprescindible para mantener el control. Las encuestas no son fiables.

En un verdadero y jamás visto ejercicio autocrático, el desgobierno le impone al pueblo sus lineamientos y de la misma forma se encarga de hacer entrar "por el camino correcto" a aquellos que sean capaces de manifestar dudas, modificaciones, insatisfacciones o (en el caso de los más ingenuos), manifestar sus discrepancias.

La reunión de los neo feudalistas se encuentra llena de contradicciones. Solo para mencionar una de ellas, debemos referirnos a lo que el dictador de turno llamó "la confianza y unidad "mayoritaria". Según él, todos los planteamientos "sin exclusión alguna" fueron incorporados al "análisis".

Sin embargo, trece párrafos más adelante, en el informe, dice: "...es necesario explicar que algunos pronunciamientos no se ven reflejados...", "... ya sea porque se requiere profundizar en la temática, al no disponerse de las condiciones requeridas o en otros casos, por entrar en abierta contradicción con la esencia del socialismo, como por ejemplo, 45 proposiciones que abogaron por permitir la concentración de la propiedad".

Palabras de Raúl Castro: "... como tendencia existió en general comprensión y apoyo al contenido de los lineamientos, no hubo unanimidad ni mucho menos y eso era precisamente lo que necesitábamos, si de verdad pretendíamos una consulta democrática y seria con el pueblo.

La eliminación de "La Libreta de Abastecimiento" (LA) fue el asunto que más intervenciones provocó en los participantes. No solo las dos generaciones que menciona Raúl Castro en el informe son las que han sufrido la vejación que supone el no poder elegir el que comprar o el que vender, ni el que vestir o que calzar. Comencemos por decir que la primera generación que sufre aun los efectos del desabastecimiento es la llamada "generación del centenario", cuyos integrantes hoy por hoy se encuentran cursando la quinta edad (de los 80 a los 100 años de vida). Le sigue la generación compuesta por los hijos de la anteriormente mencionada generación, que hoy en día andan entre los 60 y los 80 y responden a la cuarta edad. Luego viene la generación de los nietos, que se encuentran en edades comprendidas entre los 40 y los 60 y constituyen la verdadera tercera edad. Aun nos faltan por contar la generación de los biznietos, cuyas edades fluctúan entre los 20 y los 40 años y a la cual le corresponde la segunda edad. Por último tenemos la nueva generación, la de los choznos, que va desde los primeros meses de nacidos hasta los 20 años de edad. Constituyendo la primera edad del ser humano.


No es necesario que el General-dictador nos recuerde lo nocivo de su práctica durante más de 50 años. El, para suerte suya, y de los suyos, jamás ha tenido que depender la de LA para desayunar, almorzar o comer. Los precios de los productos, aunque muchos hayan ido desapareciendo en la medida que se perpetuaba el régimen en el poder, han sido tan irrisorios como los salarios que ha pagado el desgobierno en igual cantidad de años. Ese, y no otro, es el verdadero inmovilismo del sistema y no del régimen.


Ese engendro de distribución fue introducido en 1962, no con una vocación igualitaria, sino como la forma más eficaz de paliar el des-abastecimiento provocado por las leyes anti-económicas promulgadas por el régimen. Esas leyes provocaron el aumento de la capacidad adquisitiva de un por-ciento de la población muy superior a aquel 25% de pobreza de solemnidad que recogía el informe al primer congreso del mismo partido que hoy nos viene con el "cuento de la puerca".


Ahora, cuando la soga aprieta el pescuezo, es que se vienen a dar cuenta de que es una carga insoportable. La incompetencia y la corrupción son tan grandes en las filas del Partido, que ni la "generosa" ayuda chavista les sirve para capear el temporal de la incompetencia y piden agua por señas de forma aun más ridícula de cuando la pedían en 1992, a los gobernantes de España y Canadá.


El informe expresa también, de un principio socialista que jamás ha tenido el régimen totalitario. De cada cual según su capacidad y a cada cual según su trabajo.

Podemos decir, sin temor a equivocarnos, que en Cuba jamás ha existido un sistema socialista

Wikio – Top Blogs